Cómo hackear tu cerebro para ser una mujer exitosa

Mis dos grandes problemas en la vida eran pensar que algo es muy difícil y esperar la validación de los demás, hasta que me di cuenta de que yo soy quien va a ser la única responsable de cómo va a ser el resto de mi vida. Mi cerebro me jugaba sucio muy seguido, el pensar que no era lo suficientemente buena para un trabajo y creer que mis sueños eran inalcanzables era cosa de todos los días, no tuve más remedio que hackearla.

No sé cuándo fue exactamente el día que me cansé de escuchar todos los pretextos que tenía en la cabeza y quise intentar algo nuevo empezando por un paso pequeño. Y aquí estoy ahora, pensando que nada es imposible en la vida y que si podemos soñar lo que sea es que lo podemos lograr. No te voy a mentir, tuve miedo. Ir en contra de años y años de pensamientos negativos y antiguos patrones sociales fue aterrador para mí, pero es normal. Cuando uno toma un camino desconocido, el miedo aparece.

Pasos para hackear tu cerebro para el éxito

1. Tómate un momento a solas y sincérate contigo misma

Tener prioridades en la vida es un asunto sumamente personal e íntimo. En ellas pueden estar muy arraigados nuestras creencias, nuestra personalidad, nuestros sueños y metas. Es por eso que para empezar a priorizar diversos aspectos de tu vida, es necesaria una autoevaluación donde te preguntes ¿Qué es verdaderamente importante para ti? ¿Qué sueños o metas quieres alcanzar y que estás dispuesta a hacer para alcanzarlas?

Aquí no debería haber un lugar para patrones sociales, ejemplos de la manera de vivir de otros, de consejos de lo que se espera de nosotras o estereotipos de la vida, más bien debes preguntarte ¿Qué beneficio traerá poner estas prioridades en mi vida?  

2. Analiza lo que haces todos tus días

¿Se te hace difícil identificar tus prioridades? Observa con detalle tu día a día, así sabrás el orden de importancia en los asuntos que has estado siguiendo. Revisa tu rutina de mañana y de noche, tus decisiones, tus actividades y reflexiona sobre ellas. 

Tómate un momento en un lugar tranquilo para escribir en una hoja de papel una lista de todo lo que haces en un día normal. Desde que te levantas hasta que te duermes y cuando hayas terminado, responde ¿Qué compone tu día? Después de hacer este sencillo ejercicio, puedes tener una noción de en qué inviertes tu tiempo. Puedes darte cuenta de cómo es tu estilo de vida y que te gustaría mejorar para alcanzar tus objetivos.

3. Ordena tu lista

A cada una de las actividades que anotaste anteriormente  debes asignarle una categoría, puede ser: familia, trabajo, amigos, pareja, hobbies, proyectos personales, entretenimiento. Agrega las categorías que creas necesarias. 

Este proceso ayuda a generar una imagen de en qué o quién inviertes tu tiempo. Puede ser que nos demos cuenta de que pasamos más tiempo del que deberíamos en las redes sociales o procrastinando. Es cuestión de buscar cómo aprovechar el tiempo al máximo

4. Define tus metas y desglósalas en prioridades

Las metas no son lo mismo que las prioridades: 

  • Las metas son el final del camino, lo que quieres lograr. 
  • Las prioridades son los pasos para alcanzarlas. Las prioridades son una guía para alcanzar tus objetivos. 

Para poder establecer prioridades acordes a tus metas, primero tienes que tener establecer tu misión y visión personal. Define tus metas en corto, mediano y largo plazo o sin límite de tiempo, como tú lo consideres. Una manera fácil de identificarlas es imaginarte en cierta cantidad de años en el futuro y preguntarte ¿Cuáles objetivos pude lograr? ¿Cómo llegué hasta aquí? y, ¿Qué hice para lograr lo que tengo ahora?

Cualquier meta tiene pasos que pueden ayudarte en el camino, la cuestión es dedicar el tiempo y esfuerzo necesario en analizarlos, organizarte y tomar la decisión de poner manos a la obra.

5. Elige 3 categorías

Si te diste el tiempo de evaluar tu situación actual  y has notado tus tendencias, sabes que cada día realizas muchas actividades que abarcan una gran cantidad de categorías. Pero no todas las categorías presentes en tu día a día pueden ser prioridad. Puede pasar que le estés dedicando más tiempo del que deberías a una actividad que no está en tu lista de prioridades.

Escoge 3 categorías en las que invertirás tu tiempo hasta que cumplas tus respectivas metas.

6. Planifícate por pasos

Grandes resultados requieren grandes cambios. Para hackear tu cerebro debes adoptar actitudes que te ayuden en tu día a día, un ejemplo es: no existe la falta de tiempo, solo falta de organización. La pérdida de tiempo es de los problemas más grandes para quienes quieren trabajar en el desarrollo personal. Aquí te dejo unos tips de organización.

  • Planifica en tu agenda acciones que estés dispuesto a hacer y que sepas que puedes cumplir. No olvides el punto de la sinceridad.
  • No planifiques eventos o acciones a más de un mes.
  • No coloques muchas tareas de alta dificultad el mismo día. La manera ideal de organizarse es: una tarea difícil, una de dificultad media y una última de fácil cumplimiento.
  • Deja tiempo libre para imprevistos. 
  • Deja tiempo libre para la recreación, es importante agendar momentos para uno mismo.
  • Anota en tu agenda esas tareas que no tienen una fecha de entrega definida. La tendencia es realizar siempre las tareas que tienen fecha límite, pero estamos intentando practicar la proactividad para ver grandes resultados.

7. ¿Ocupada o productiva?

No es lo mismo estar ocupada que ser productiva. Puede que las tareas que tengas planeadas en tu agenda sólo sean pequeñas actividades y no cosas importantes. O puede ser que te estás concentrando únicamente en intentar cumplir proyectos grandes sin los pequeños pasos que son las tareas básicas.

Te recomiendo hacer al inicio de tu semana el siguiente cuadrante. Divide una hoja en cuatro secciones. En cada uno de los cuadros coloca tus cosas pendientes dependiendo de si son:

En el cuadro 1 y 2son las cosas en las que te tienes que concentrar, eventos importantes o  cosas que no puedes ignorar. Y en el cuadro 3 y 4 son cosas sencillas, cosas que te gustaría hacer o no pasa nada si no las haces. 

8. Olvídate de los resultados rápidos

Vivimos en una época de inmediatez, donde pensamos que todo lo podemos obtener en corto plazo. Con ello se nos dificulta el proceso de pensar a futuro.

Uno de los trabajos más importantes para hackear tu cerebro y ser una mujer exitosa es entender que los objetivos necesitan trabajo y tiempo. Y que si priorizas correctamente, puedes no tener recompensa instantánea pero tu trabajo dará frutos. Busca la manera de minimizar las distracciones al máximo y así aumentar tu productividad.

9. Prueba y error

Todo es una prueba y error, es parte del proceso. Prueba ser estratégica y consciente con tus prioridades en el periodo que te has propuesto. Evalúa constantemente si es efectivo, si lograste mejorar y si te estás acercando más a tus objetivos. 

No tengas miedo de hacer cambios, estos son necesarios. Solo sé consciente de tus objetivos en cada momento. Te darás cuenta que cuando las prioridades están claras las decisiones se hacen fáciles.

10. Sé comprometida

¿Cuánto deseas realmente ser una mujer exitosa? Tienes que concretar tus prioridades y ser constante con ellas aun cuando no estés motivada. Cuando no te falte motivación, que te sobre disciplina.

También te puede interesar

El secreto para encontrar balance en tu vida 

Las claves para ser independiente, cuidar de ti y alcanzar el balance

Empieza a diseñar la vida de tus sueños

Conviértete en hacker

Hoy mismo puedes empezar a cambiar totalmente la forma en que piensas y qué haces a diario. Los cambios más grandes en tu vida empiezan con pasitos pequeños, no todo se logra de la noche a la mañana pero vale toda la pena del mundo.

Alcanzar tus sueños empieza por la calidad de nuestros pensamientos, no pases un día más sin hacer nada y llenando de imposibles a tu mente. Todo se puede lograr si salimos de la monotonía para tomar buenas decisiones.

¡Adquiere hoy mismo el plan de self care!

He preparado un plan completo de self care que consiste en una serie de worksheets donde, a través de actividades sencillas podrás entender el amor propio desde cero y empezar tu camino hacia la mejor versión de ti.

Adquiérelo aquí

¡Sígueme en Pinterest para más ideas!

Mely Garcia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.