Cómo comenzar a tener una vida saludable

Primero que nada ¡felicidades!, has tomado la decisión de empoderarte y cuidar de tu cuerpo y tu salud. Aunque es bastante trillado lo que dicen, los cierto es que tu cuerpo es tu templo, tú asumes y tienes la responsabilidad de cómo te sientes en todos los aspectos. Comenzar un estilo de vida saludable no es comer lechuga y tomar agua todo el tiempo, es cuidar conscientemente de tu bienestar físico y mental.

¡Sígueme en Pinterest para más ideas!

 El elegir una vida saludable es el primer paso para una vida plena. ¿Han visto la película de “La muerte les sienta bien”? en pocas palabras, se trata de dos mujeres que están obsesionadas con verse lo más jóvenes y hermosas siempre hasta el punto de querer hacerse inmortales pero, por la mala y evidentemente, descubren que es imposible. Creo que el llegar a una edad avanzada con una buena salud a base de ejercicio físico constante, una buena alimentación y con un estado mental y emocional fuerte, es el mejor regalo que podemos darle a nuestra existencia.

También te puede interesar

Cómo conseguí tener una vida más saludable

Cómo oler rico siempre

8 cosas que te hacen más atractiva

¿Por dónde empiezo?

No hace falta que sea lunes, inicio de mes o de año; hoy mañana y siempre son un buen momento para empezar a trabajar en algo que nos traiga un beneficio a cualquier plazo que sea.

Paso 1. ¿Qué es lo que quieres lograr y por qué? Primero que nada, sé realista. No necesariamente tienes que ir al gimnasio de un día para otro. Si no tienes interés en cuidar tu alimentación entonces tampoco es necesario que vayas al nutriólogo. Sé honesta contigo y ve qué es lo que sirve para ti, crea un sistema personal y viable para conseguir tus metas. Delimita dónde quieres comenzar, si quieres estar en forma, o probar una dieta nueva, tal vez empieza en tu cocina preparando platillos más saludables, date tiempo de selfcare, duerme más temprano o quizá sí quieras ir de una vez por todas al gimnasio. Taza el camino de cómo te quieres sentir.

Paso 2. Haz tu investigación. Infórmate y edúcate por completo de lo que estás haciendo para conseguir los propósitos que te planteaste y analiza qué es lo que más te conviene. Investiga todas las opciones en podcasts, libros o páginas en la web. Sumérgete en saber toda la gama de opciones que tienes para lograr la meta que te has trazado.

Paso 3. Permítete un periodo de prueba y error. Entre más cosas pruebes más sabrás qué es lo que te hace bien y qué no. Tienes que crear un plan personal que te funcione a ti y a nadie más, no necesariamente tiene que funcionar para otros.

Paso 4. Pequeños pasos son la clave del éxito. Ten en cuenta que en un momento no te va a perecer fácil, vas a pensar que no es divertido y hasta puedes rendirte muy pronto. También ten en cuenta que nada sucede de la noche a la mañana. Es entendible que cuando estamos empoderadas esperamos que todo suceda rápido pero la clave está en dividir en pequeños pasos a tu meta principal, es de esta manera que lo hace sustentable, fácil y un estilo de vida.

Paso 5. Tienes que hacer las cosas. Podemos hablar todo el tiempo de cómo planear un day dream pero no tiene sentido si no se realiza lo que se planea. ¡Pon manos a la obra y hazlo! Que no se quede todo en un portapapeles en tu mente, si tienes poder para pensarlo tienes poder para lograrlo pero, levántate y hazlo.

Mely Garcia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.